Nuclear

Nuclear

domingo, 27 de enero de 2008

Que veinte años (o cincuenta y un años, nueve meses y cuatro días, vamos) no es nada...

Ayer estuve viendo con C. y sus padres "El Amor en los Tiempos del Cólera".



Vaya por delante que no he leído el libro, ni sabía a ciencia cierta de qué iba la historia, así que se podría considerar que llegué "doncel" a la película. En general, considero que está bastante flojita, tanto desde un punto visual, como desde las actuaciones: Bardem no trasmite apenas (nos tiene mal acostumbrados y ya no le podemos permitir eso) y la protagonista (Giovanna Mezzo giorno) parece mantener la misma expresión durante toda la película. Las caracterizaciones tampoco están nada bien, especialmente, porque ella en ningún momento parece anciana en la parte de la película en que ya lo es... eso sí, las imágenes de los campos y ríos de Sudamérica y de Cartagena de Indias, son preciosas.

En cuanto a la trama, la primera media hora es un bálsamo para los que hemos pasado por algo parecido en alguna forma a lo que pasa en esos primeros minutos... ser capaz de verlo desde fuera, te permite analizarlo de una forma mucho más fría... es francamente reparador.

Finalmente, me da una impresión algo descorazonadora... en la película (y supongo que en el libro) la gente sólo consigue lo que quiere cuando se mantiene al margen del amor, casi todo el que ama en algún momento, termina siendo castigado y siendo un elogio en su máximo grado, de la paciencia y el dolor de amor (de hecho, la madre del protagonista lo dice explícitamente en un momento, que disfrute de su dolor...).

Después, por supuesto que hubo cervecitas post-cinema.

9 comentarios:

MM de planetamurciano.tk dijo...

¿ De verdad hay alguien en esta vida, ame o no, ke no se lleve un buen revolcón?
Enhorabuena por el blog. Me encanta el diseño; a ver si dura mucho.

Meg dijo...

Yo aún no he ido a ver la película y creo que primero me leeré el libro, que es uno de esos "pendientes" y que no consigo hacer el ánimo para cogerlo.

¡¡Qué bien que tiene usted ya blog!!

Y no se me olvida que tenemos pendiente una cerveza.

hm dijo...

- MM: Pero... ¿a qué clase de revolcón se refiere?... el problema no es que te lleves uno, es que te llevas uno, y otro, y otro... parece que es lo único en lo que no somos capaces de establecer una relación causa-efecto.

- Yo también tenía el libro en "pendiente de leer", a ver si me animo de una vez.
y sí, tenemos pendiente una ¡¡¡CERVEZAAAAAA!!!.

Y gracias a ambos por los comentarios... estoy encantado con esto de tener un blog.

MM de planetamurciano.tk dijo...

Hablaba del revolcón en el suelo, (mordiendo el polvo); malpensao...

hm dijo...

- mm: todavía se sorprende de que sea malpensao... a estas alturas.

Cuquita dijo...

¿Dónde hay que apuntarse para la cerveza?A mí la película no me gustó nada,la verdad.Mi hermano y un amigo mío hablan maravillas del libro,así que,habrá que leérselo,sobre todo,porque este amigo,le llama a mi padre Juvenal y me da curiosidad.
Un beso para hm y la cerveza nos la tomamos en verano,¿no?.Si vienes yo me pido una en la cafetería del Hotel Puerto de medio litro y en jarra helada.He empezado el 2008 con buen pie..eejejejejejje..La cerveza es buena para la fractura de húmero..eejejeejjjej.
¡¡¡Besos!!!

hm dijo...

Hip, siii cUquitaaaaaa, veme pidindo una qua estoy que hip me voy... la de aquí (o era allí, hip) ya me la bebí.

bank dijo...

La película no me emocionó nada de nada. Me produjo insensibilidad total. Al contrario que el libro, leyéndolo fui toda gelatina (hum... ¿gelatina? es decir, que si me sacudió) Tras ver la peli en la tele me alegré de no haber pagado el cine.

La caracterización, como dices. Increible que mientras en unos personajes se nota más de la cuenta el paso del tiempo, en otros éste brille por su ausencia.

bank

hm dijo...

Gracias por tu visita Bank, te he intentado devolver la visita, pero no he podido entrar... en cualquier caso, siéntete libre para venir cuando quieras... aquí siempre nos gusta que venga gente que aporte... (qué me gusta referirme a mi como 'nos', jajja)